Entre Dorrón y Bordóns se disfruta de hermosos molinos y naturaleza paradisíaca

pazo bermudezdigital
photo_camera Al principio de la ruta se puede contemplar el Pazo Bermudez DP

 Es difícil imaginar el paisaje de las Rías Baixas sin los molinos de piedra. La comarca de O Salnés destaca por su variedad de este tipo de construcciones y existen diferentes puntos donde poder disfrutar de un viaje único a través de sendas.

La ruta de los molinos de Dorrón y Bordóns es una de ellas. Durante este sendero, que comienza en la iglesia de San Juan de Dorrón, se podrán observar cultivos tradicionales y plantaciones forestales de todo tipo. A lado de la iglesia se encuentra el Pazo de Bermúdez, aunque solo se puede ver el exterior de este. Entre fincas visitaremos molinos como el da Costa o el de Occilis. La ruta discurre por una carretera asfaltada, y se pasará por varias fuentes y lavaderos, un banco tallado en madera y un crucero. También pasaremos por la aldea de Freixeiro y Outeiro, ambas muy pintorescas. Con buenas vistas a la ría y entre viñedos se encuentra esta ruta que no dejará indiferente a nadie.

Comentarios