Echegoyen se viste de bronce

La regatista pontevedresa y su compañera Paula Barceló se alzaron con el tercer lugar en el podio del Mundial 49erFX ▶ El dúo hispano se aseguró el podio antes de la Medal Race
Támara Echegoyen (izquierda) maniobrando en la embarcación junto a Paula Barceló. SAILING ENERGY
photo_camera Támara Echegoyen (izquierda) maniobrando en la embarcación junto a Paula Barceló. SAILING ENERGY

Támara Echegoyen lo ha vuelto a hacer. La regatista pontevedresa y su compañera de embarcación Paula Barceló se colgaron ayer la medalla de bronce en el Mundial de Vela de Nova Scotia (Canadá), tras la disputa de la Medal Race. Un metal que la pontevedresa y la mallorquina tenían prácticamente asegurado en el penúltimo día de competición en aguas de Saint Margarets Bay.

Echegoyen y Barceló afrontaron la disputa de la Medal Race Final con los deberes hechos. La pontevedresa y la balear fueron capaces de superar la pequeña crisis que sufrieron a mitad de la competición, en la que encadenaron varios resultados negativos que incluso las llevaron a abandonar la posiciones de podio, para acabar logrando un nuevo metal que unir a su palmarés.

Después de lograr la sexta posición en la décima sexta regata, Echegoyen se aseguró la plaza en el podio y evitó sustos de última hora.

La Medal Race se convirtió en un mero trámite para la pareja española. En ella, acabó en la octava posición, lo que no comprometió sus posibilidades de obtener un puesto en el cajón. Las hispanas totalizaron 127 puntos después de descontar su peor resultado.

En la primera plaza concluyó la pareja neerlandesa formada por Odile van Aanholt y Annette Duetz, que con 84 puntos se garantizaron el triunfo con una actuación superlativa plena de regularidad, acabada con un tercer puesto en la Medal Race.

Las suecas Vilma Bobeck y Rebecca Netzler se quedaron con la medalla de plata, que también estaba resuelta sin necesidad de la disputa de una descafeinada manga decisiva en cuanto a emoción, ya que los tres primeros puestos estaban ya otorgados.

Echegoyen comenzó su singladura en la costa de Nova Scotia con un cuarto y un segundo puesto en las dos primeras regatas que la situaban en el segundo lugar.

La tercera y cuarta tandas tuvieron una de cal y otra de arena para la pontevedresa y su compañera. Un tercer puesto y un vigésimo cuarto reducían su margen de error y las apartaba de las posiciones de podium momentáneamente. Esa cuarta puntuación acabaría siendo el descarte final para el dúo.

Dos cuartos lugares consecutivos devolvían a Echegoyen y Barceló a los puestos de privilegio. A partir de ese momento, comenzaron los momentos de irregularidad, con varias puntuaciones elevadas en las que los caprichos del viento y algunas malas decisiones condicionaban sus opciones de meterse en el podio. Varias posiciones por debajo de la décimo quinta las colocaban en una delicada situación.

Sin embargo, su enorme regularidad desde la décima segunda tanda en adelante les permitió sentenciar su presencia en el cajón evitando disgustos en la Medal.

Comentarios